Internacionales

Venezuela y la ANC: A un paso de la Cuarta Guerra Mundial
Por: TASS | Moscú, 29 de Julio, 2017

La portavoz de la Cancillería de Rusia, María Zajárova, anunció la mañana de este sábado, que hasta el pasado martes 25, la supervivencia de la especie humana estuvo en peligro debido al inminente inicio de un conflicto nuclear entre Rusia y Estados Unidos, por el control de Venezuela y sus reservas de crudo pesado.  

Indicó la diplomática rusa, que la crisis estalló con la solicitud de apoyo armado que le hiciera a su gobierno el pasado sábado 22, el magistrado del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela, Luis Damiani, para combatir y derrotar las protestas de calle fuera del control de la MUD, así como realizar la captura de 30 magistrados prófugos solicitados por el delito de usurpación de funciones e impedir la quema de los centros de votación durante los comicios de este domingo para la elección de la Asamblea Nacional Constituyente.

El magistrado Luis Damiani tuvo en sus manos el destino de la humanidad.

Dijo Zajárova, que el premier de su país Vladimir Putin, para ser contundente y previendo la injerencia de otras potencias, autorizó el envío a Venezuela de una fuerza conjunta conformada por su portaviones Almirante Kuznetsov, dotado con 180 aviones caza Mig 29, un submarino Typhoon con 20 misiles nucleares y 4 Fragatas Clase Krivak, para un total de 14.000 efectivos de infantería. El objetivo del gobierno ruso era usar esta fuerza para defender, a toda costa, los intereses que comparte con el Partido Único Socialista de Venezuela.  

Sin embargo, indicó la funcionaria, que sus fuentes de inteligencia detectaron la reacción de EEUU consistente en la autorización que hiciera su Secretario de Defensa, James “Perro Loco” Mattis, para movilizar un arsenal nuclear hasta el puerto La Guaira, a escasos kilómetros de la capital venezolana, Caracas.   El lunes 24, Mattis ordenó la salida hacia Venezuela de los portaviones clase Nimitz de propulsión nuclear, USS John C. Stennis, USS Harry S. Truman, USS Ronald Reagan, USS George H. W. Bush, cada uno con 90 aviones caza F-35B Joint Strike Fighter y 5.000 marines, reforzados con 5 submarinos Trident de clase Ohio.  

El portaviones George H.W. Bush zarpando hacia La Guaira.

La decisión norteamericana generó la reacción inmediata del gobierno de la República Popular China, cercano aliado del PSUV, quien a través de su ministro de Defensa, el Coronel General Liang Guanglie, se comunicó con el Presidente Putin para coordinar acciones conjuntas. El gobierno Chino declaró en alerta amarilla a su portaviones 001A, que por razones de seguridad se había anunciado que no estaría listo hasta el 2020, pero que se encuentra en plenas condiciones operativas, dotado con aviones de combate J-20. También fueron declarados en alerta amarilla un submarino 092 Daqingyu, clase Xia en la Base Naval de Jianggezhuang y una flota de 200 cazas J-31, aún en tierra.

Puntualiza Zajárova, que con la entrada a escena de la Primera Ministra inglesa Theresa May para apoyar al gobierno de Trump, dispuesta a movilizar el HMS Queen Elizabeth, también en plena operatividad, con 40 cazas F-35 y 10 helicópteros Merlin, el inicio de la IV Guerra Mundial estaba asegurado.  

La magnitud del arsenal balístico y nuclear implicado en la confrontación en ciernes presionó una reunión secreta entre Trump y Putin en Camp David para generar una solución negociada al conflicto que amenazaba la seguridad del planeta. Luego de una sesión de 20 minutos, ambos dignatarios lograron un convenio marco con dos puntos básicos: Venezuela pasa a ser una dictadura comunista bajo la tutela de Rusia y la administración de Cuba, a cambio de suministro seguro de crudo pesado a Estados Unidos, durante las próximas siete décadas. Con base en estos dos puntos, ambas naciones dejaron libertad al PSUV y a la MUD para resolver los detalles locales del acuerdo.  

Según Zajárova, una vez disminuidas las tensiones entre el bloque oriental y el occidental mediante el acuerdo de los dos puntos fundamentales ya señalados, una Comisión Negociadora conformada por Timoteo Zambrano, William Dávila, Eduardo Fernández, Leopoldo López, Julio Borges y Hermann Escarrá, lograron una serie de acuerdos para garantizar la paz en Venezuela y la supervivencia de la especie humana en el planeta.  

Entre las medidas y resoluciones más importantes se encuentran:  

  1. Desmovilización de las protestas de calle y olvido acelerado de los muertos, heridos y torturados desde el año 2002.

  2. Elección e instalación de la ANC. Se propone a Cabeza de Mango como su Presidente.

  3.  Promulgación de una nueva Constitución con cualquier contenido que convenga.

  4.  Distribución de Gobernaciones y Alcaldías entre AD, COPEI y Causa R.

  5. Implementación de una política de reconocimiento del otro, del otro PSUV conocido como Chavismo Critico o Mareados Socialistas.  

  6. Reservar un cargo de Concejal para Nicmer Evans.

  7.  Renovar el subsidio a la página web Aporrea de Gonzalo Gómez.

  8. Financiar las conferencias internacionales de Roland Dennis.

  9. Asignarle una computadora con el sistema Canaima a Felipe Pérez.  

Con estas medidas  Zajárova, cree que se logrará finalmente la tan ansiada paz en Venezuela que se espera sea duradera y que pueda enrumbar al país hacia la prosperidad y el bienestar de la dictadura del proletariado, por el bien de la humanidad toda.

El submarino Typhoon visto en las Playas de Adícora


Otras Noticias

 

 

Copyright © 2017 · All Rights Reserved · El Correo de Rio Turbio